Woody Allen dijo ayer que espera poder rodar su próxima película, una comedia, en París, durante del verano de 2009, tras renunciar a la idea hace unos años por motivos financieros. “Será una comedia muy animada y surrealista. En fin, si lo consigo. Si no, será sólo aburrida”, declaró ante algunos periodistas a la salida de una reunión con la ministra de Cultura y Comunicación Christine Albanel. “Tengo preparado el guión para París, quise hacerla hace unos años, pero cuando comenzamos a hacer la película se convirtió en un proyecto tan caro que no lo pudimos hacer -declaró el cineasta-. Ahora hay una nueva política fiscal en París, así que volvemos a ver si es posible.” Woody Allen intentaría filmar en París el próximo verano, y si no fuera posible en el de 2010. El director acaba de rodar su última película en Nueva York, “Wathever works” ”Es una comedia con Larry David, sobre un hombre neurótico, misántropo y sus relaciones con una joven a la que da vida Evan Rachel Wood”, explicó.

Anuncios